CLOSET CÁPSULA

Hace un buen tiempo que el minimalismo crece como tendencia y se aplica de distintas maneras en nuestra vida. Tiene total sentido, en un mundo que necesita más cuidado, pensar en un consumo más responsable, y el clóset cápsula es uno de los conceptos que nace de esta tendencia ¿De qué se trata exactamente y cómo aplicar este concepto en tu clóset?

El concepto de clóset cápsula nació en los años 70. Susie Faux, dueña de una boutique llamada “Wardrobe”, en Londres, lanzó una colección de prendas que nunca saldrían de moda y sugirió que el clóset de una mujer debería contener siempre: 2 pares de pantalones, un vestido o falda, una chaqueta, un abrigo, un chaleco, 2 pares de zapatos y 2 carteras. La idea era complementar esta base con lo que fuera necesario (o interesante) a cada temporada. ¿Suena familiar? Es como la lista de “must have” o “fondo de armario” que escuchamos siempre por ahí.

Desde entonces, varias marcas han lanzado colecciones cápsulas, con pocas prendas que combinan entre sí, para comunicar algún concepto específico. La primera fue Donna Karan en 1985. Hoy en día, hay varios blogs sobre el tema y influencers que hacen la experiencia de vivir toda la temporada con un número determinado de prendas: Entre 30 y 50, generalmente. Estoy segura que esto significaría reducir drásticamente nuestros clósets.

¿Te parece un desafío muy complicado? A mí también. Pero me parece bastante razonable, y puede ayudarnos a vivir un día a día más liviano. ¿Sabías que mientras más opciones tenemos, más estancados quedamos, más difícil tomar las decisiones, y mayor la frustración al “abandonar” las opciones no elegidas? Entonces, según este raciocinio, si tuviéramos menos prendas en el clóset, ¡seríamos más felices! ¿Qué tal si tratamos de acercarnos al concepto, pero sin ser tan estrictos?

Algunas “reglas básicas” que pueden ayudarte a armar un clóset cápsula, independiente de la cantidad de prendas que quieras tener:

1. Elige una paleta de colores limitada

Igual que en las maletas, es más fácil multiplicar las posibilidades de combinaciones (que funcionen) si hay menos colores. Para seleccionar los colores, recomiendo que consideres el tipo de color que te queda bien (cálido o frío, intenso o suave, profundo o delicado), y si te gustan más los colores neutros o coloridos. Un ejemplo de paleta para una persona súper colorida y de tonos fríos:

Otro ejemplo, más resumido, para una persona más neutra y delicada:

2. Elige lo que funciona

Así de simples, lo que más usas. Si usas mucho algo, es un indicativo de que te sientes bien con esto, es adecuado a tu rutina, ayuda a estilizar tu cuerpo de una manera que te agrada, etc. También podemos aplicar este tip pensando en elegir prendas de excelente calidad (porque las vas a usar repetidas veces) y de formas y estampados más clásicos (porque son más fáciles de combinar). Claro que esto también tiene que cuadrar con tu estilo de vida y rutina. ¿Qué tipo de actividad (y consecuente tipo de ropa) ocupa más tiempo en tu vida? La cantidad equivalente de prendas tiene que estar representada en tu clóset.

3. Prefiere variedad

Mientras más variadas sean las prendas, más combinaciones puedes hacer y menor la posibilidad de que te sientas usando ropa repetida. Al final, un look de jeans + blusa es jeans + blusa independiente del color o material, aunque sean prendas distintas, se ve como siendo el mismo look.

Separa tu closet por categoría y elige lo que más te gusta, armando la combinación más variada que puedas dentro de cada catégoria.

Entre todas las partes de abajo, selecciona una de color neutro claro (blanco, beige, nude, gris claro, colores pasteles, …), una de color neutro oscuro (negro, café, gris, verde oscuro, azul marino, vino tinto, …), y una de un color más fuerte. Ojalá sean distintas también en formato: por ejemplo, un par de pantalones, una falda y un short. Necesitas más, dale, siguiendo el mismo raciocinio. En algún minuto vas a darte cuenta que ya es suficiente.

Haz lo mismo con las partes de arriba, con los vestidos y enteritos, con los zapatos y accesorios.

Listo! Ya tienes tu closet cápsula, con la cantidad de prendas que tiene sentido para ti. Prefieres una fórmula lista? Acá te doy, pero te aseguro que hacer el ejercicio completo es mucho más gratificante!

MUJER HIT

Mariana Pattaro

Brasileña viviendo en Chile. Consultora de Estilo con foco en autoestima.

Trabajando por una relación más fácil, inteligente y humana con nuestro cuerpo, closet y espejo.

@consultoria_de_estilo

@mpgconsultoriadeestilo

www.consultoriadeestilo.com

mariana@consultoriadeestilo.com

134 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo