PINTAR SIN QUE SEA UN DESASTRE

Nos encanta que nuestros niños pasen la tarde pintando y creando, ya que es una buena forma para ellos se expresen y logren sacar ese artista que llevan dentro.

Cuando lo hacen con témpera, la mayoría de las veces (por no decir todas), queda la embarrada: la pintura desparramada por todos lados, los colores mezclados, niños muy pintados…. Sabemos que es parte de, pero encontramos una buena solución para este problema: la caja de los huevos.

No creerás cómo este simple dato solucionará tus problemas con la pintura. Solo debes utilizar los huecos donde vienen los huevos para verter la témpera y listo! A demás, estarás dosificando la cantidad de pintura que usan y hasta pues poner los pinceles en la parte de al medio. Buena idea o no?

80 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo